Frases de Sigmund Freud

Sigmund Freud Neurólogo austriaco, fundador del psicoanálisis (Freiberg, 1856 - Londres, 1939). El hombre que habría de revolucionar la psicología clínica y la psiquiatría, se inclinó relativamente tarde hacia el estudio de la Medicina. Se matriculó en la Facultad vienesa de esta ciencia (su familia se... Leer más sobre Sigmund Freud
La humanidad progresa. Hoy solamente quema mis libros; siglos atrás me hubieran quemado a mi       
Puntuación: 5 / 5 (1 votación)

Para mi gran asombro, descubrí un día que no era la concepción médica del sueño, sino la popular, medio arraigada aún en la superstición, la más cercana a la verdad       
(0 votaciónes)

La edad no protege contra la tontería       
(0 votaciónes)

He sido un hombre afortunado; en la vida nada me ha sido fácil       
(0 votaciónes)

El primer humano que insultó a su enemigo en vez de tirarle una piedra fue el fundador de la civilización       
(0 votaciónes)

¿Quién no conoce la divertida historia del niño caprichoso que despertándose a media noche, grita desde su cama: Quiero el rinoceronte ? Un niño más juicioso, en vez de despertarse y alborotar, hubiera soñado que jugaba con el deseado animal       
(0 votaciónes)

Ni los demonios ni los dioses existen, son todos productos de las actividades síquicas del hombre       
(0 votaciónes)

La gran pregunta que nunca ha sido contestada y a la cual todavía no he podido responder, a pesar de mis treinta años de investigación del alma femenina, es: ¿qué quiere una mujer?       
(0 votaciónes)

La más clara prueba de que existe vida inteligente en otros planetas es que aún no han venido a visitarnos       
(0 votaciónes)

Si quieres poder soportar la vida, debes estar dispuesto a aceptar la muerte       
(0 votaciónes)

La función del arte en la sociedad es edificar, reconstruirnos cuando estamos en peligro de derrumbe       
(0 votaciónes)

Uno es dueño de lo que calla y esclavo de lo que habla       
(0 votaciónes)

Así como al jinete, si quiere permanecer sobre el caballo, a menudo no le queda otro remedio que conducirlo a donde este quiere ir, también el yo suele trasponer en acción la voluntad del ello como si fuera la suya propia       
(0 votaciónes)

El niño va del chupeteo al onanismo       
(0 votaciónes)

Negritum lindum: dícese de la mujer originaria de las pampas. Dulce y hermosa, es, sin embargo, terriblemente celosa y conflictiva. Adora el psicoanálisis, lo cual, desde ya, me honra       
(0 votaciónes)

La inmortalidad significa ser amado por mucha gente anónima       
(0 votaciónes)