Frases de Mariano Azuela

Mariano Azuela Narrador mexicano que con Los de abajo y un conjunto amplio y diversificado de obras dio forma (y fue quizás su mayor exponente) a la llamada Novela de la Revolución Mexicana (Lagos de Moreno, 1873 - México, 1952). Estudió medicina en Guadalajara, Jalisco. Tras la caída del gobierno de... Leer más sobre Mariano Azuela
El puedo asciende a su conocimiento y, desde ese mismo instante se centuplica       
(0 votaciónes)

En mis novelas exhibo virtudes y lacras sin paliativos ni exaltaciones, y sin otra intención que la de dar con mayor fidelidad posible una imagen fiel de nuestro pueblo y de lo que somos       
(0 votaciónes)

Me preguntará por que sigo entonces en la revolución. La revolución es el huracán, y el hombre que se entrega a ella ya no es el hombre, es la miserable hoja seca arrebatada por el vendaval       
(0 votaciónes)

Pero a miseria y ruindad de estas gentes constituye propiamente su razón de vivir       
(0 votaciónes)

La revolución beneficia al pobre, al ignorante, al que toda su vida ha sido esclavo, a los infelices que ni siquiera saben que si lo son es porque el rico convierte en oro las lágrimas, el sudor y la sangre de los pobres       
(0 votaciónes)

¡Qué chasco, amigo mío, si los que venimos a ofrecer todo nuestro entusiasmo, nuestra misma vida por derribar a un miserable asesino, resultásemos los obreros de un enorme pedestal donde pudieran levantarse cien o doscientos mil monstruos de la misma especie! ¡Pueblo sin ideales, pueblo de tiranos! ¡Lástima de sangre!       
(0 votaciónes)