Frases de Henri Barbusse

Henri Barbusse Novelista francés (Asnières, 1873 - Moscú, 1935). En su juventud escribió poesías (Les pleureuses, 1895) bajo la inspiración de los autores simbolistas y se dedicó al periodismo. Su primera novela, Les suppliants (1903), mostraba al autor fiel todavía a la inspiración íntima y elegíaca. Leer más sobre Henri Barbusse
Creer porque se tenga interés en creer es una prostitución del alma       
(0 votaciónes)

Hay que atar la vida a otra cosa que no sea uno mismo. Pero, ¿por qué no es esto lo que hacen los hombres?       
(0 votaciónes)

Los seres a quienes vemos sin que ellos se den cuenta tienen la apariencia de no saber lo que hacen       
(0 votaciónes)

No hay infierno, no hay infierno, excepto el frenesí de la vida       
(0 votaciónes)

El verdadero patriotismo se horroriza del que siembra el odio y la guerra       
(0 votaciónes)

Es la guerra la que me ha educado; no solamente el horror de la guerra, sino también la significación de la guerra imperialista       
(0 votaciónes)

Tomé su mano, como lo hice antes. Me dirijo a ella, más bien tímidamente y al azar: el amor carnal no es la totalidad del amor ¡Es el amor!, respondió Marie       
(0 votaciónes)

Creo, a pesar de todo, en la victoria de la verdad       
(0 votaciónes)

Comprender es una palabra viva y la carne de esa palabra es amor       
(0 votaciónes)